Aumento del 20% a los salarios mínimos podría repercutir
en el empleo por la inflación que generará: Espinoza López

• 90% de las medianas y pequeñas empresas difícilmente podrán sostener este aumento a los mínimos y podrían despedir a empleados, señala.

Irineo Pérez Melo.- El incremento del 20% a los salarios mínimos, los cuales entrarán en vigor a partir del 1 de enero del 2023, influirá en gran medida en el costo de la vida y sobre todo en la conservación del empleo, ya que el 90 % de las medianas y pequeñas empresas difícilmente podrán sostener el pago de este aumento dado a conocer en días pasados por la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami).
Esto lo informó Ricardo Espinoza López, secretario general del Comité Ejecutivo Nacional de la Confederación Auténtica de Trabajadores (CAT) y consejero obrero de la Conasami, quien dijo que estas empresas se verán en la disyuntiva de pagar impuestos al gobierno, seguridad social y los salarios, que el aumento es alto porque tienen márgenes muy pequeños de utilidad o ganancia.
“Por lo tanto sí se prevé que haya una repercusión en el empleo y se piensa que pudiera haber una pequeña afectación en la inflación derivado del incremento a los salarios mínimos”, añadió el dirigente obrero.
Esto es gravísimo, porque los micro negocios que tienen uno o dos empleados, el incrementarle el 20% a sus salarios mínimos, parece que no es nada, pero son pequeños negocios que viven al margen de la utilidad, éstos gastan, invierten y cobran de inmediato, una tienda, una sastrería, una taquería y tienen empleados, afectará al no poder pagar tres salarios, pagará uno o dos y sacaría a un trabajador y si se multiplica por ciento o por miles, se generaría desempleo, eso es una de las partes sensibles que hay que cuidar que no suceda, advirtió
En entrevista, confió en que esto no se dé, esperamos que como ha quedado indexado la cuestión salarial en todas las leyes que impedían su crecimiento antes, pues pueda ser útil para los trabajadores, al tiempo de reconocer que la inflación ha pagado al poder adquisitivo del propio salario y con este porcentaje se retribuye en gran parte lo que se perdió.
Además, reconoció que el aumento otorgado a los mínimos, ayuda para que sea como base o referencia para las revisiones contractuales, es decir, todos aquellos salarios que no son mínimos profesionales o mínimos generales, pero que están en los contratos colectivos de trabajo que están siendo alcanzados o muy cerca perseguidos por los mínimos, ayude a que en las revisiones contractuales tengan mejores aumentos salariales y mejores prestacionales.
El dirigente nacional obrero, confió también que este incremento acordado “no afecte la base productiva, es decir que no se despidan a trabajadores, que no promuevan la inflación con gasto y costo y que no vaya a haber cierre de empresas por este motivo”, recalcó.
Admitió que la decisión tripartita de quienes integran la Conasami fue una decisión unánime y se tomaron diversas consideraciones de carácter económica para poder llegar al porcentaje del 20%, y quedar en $207.44, mientras que, para la zona norte y fronteriza, $313.41 como salarios mínimos básicos que empezarán a pagarse a partir del 1 de enero del 2023.
Dijo que la decisión de aumentar ese porcentaje se derivó de la pérdida del poder adquisitivo del salario de los trabajadores en los últimos 40 años, derivado de la incesante inflación y en acatamiento a la disposición legal de que los salarios mínimos no podrán subir menor que la inflación reportada en el año de referencia. Otro aspecto tenemos el mecanismo del MIR que es un incremento sostenido para esa recuperación económica.
“Cuando se junta todo esto se tiene que buscar un mejor aumento para los salarios mínimos y es donde están esas bases dadas, y en este caso la inflación ha venido afectando en todo el año, no en un mes ni en un producto determinado, sino en muchos productos, todo el año, casi desde el año pasado venía teniendo efetos y con esto se logra la recuperación de los salarios mínimos en su poder adquisitivo”, añadió.
Y como sector obrero, nuestra promesa es buscar incremento de los salarios, con toda la prudencia, recomendamos que sean prudentes, porque cuidamos mucho la planta productiva y si no hay inversión, si no hay empleo, no hay salario que discutir, no puedes incrementar salarios afectando la planta productiva, entonces se pierde el empleo y en consecuencia se pierde el salario, ese es el equilibrio que se busca, abundó.
Consideró por último que el incremento salarial aprobado ponga a niveles mucho menores a lo que hoy se dio, pero no podemos renunciar a los incrementos como sector obrero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *