Toman trabajadores oficinas de Educación Primaria Estatal, exigen pago del incremento salarial del 1, 2 y 3%

• Titular de la dependencia trató de intimidar a los manifestantes, generando mayor molestia entre ellos.

Irineo Pérez Melo.- Trabajadores de la Dirección General de Educación Primaria Estatal (DGEPE) tomaron las oficinas de esta dependencia para exigir el pago inmediato del incremento salarial del 1%, 2% y 3% decretado por el presidente Andrés Manuel López Obrador desde el pasado mes de mayo.
Felipe Torres Salazar, jefe de la Oficina de Atención a Grupos Prioritarios de esta dirección dio a conocer que la decisión tomada es motivada porque el titular de Hacienda y Crédito Público (SHCP) informó que dicho pago sería a partir del 16 de mayo y con retroactividad al mes de enero para los trabajadores de educación básica.
Explicó que la acción se realiza sin siglas sindicales y se debe a que hay incertidumbre entre la base magisterial, porque solo han prometido pagos en determinadas fechas y luego no se cumple.
La molestia de los empleados administrativos y docentes se agravó por la actitud asumida por la directora Nanyely Teresa Zaldívar Sobrevilla llegó hasta las oficinas y empezó con actos de intimidación a los manifestantes, al preguntarles si eran trabajadores de la oficina.
La funcionaria cuestionó a los trabajadores a quienes advertía que depusieran su actitud, pues de lo contrario llevaría a cabo cambios de adscripción a los comisionados: si eres trabajador de esta dependencia, eso conlleva a que prácticamente te estoy viendo para regresarse a tu centro de trabajo, les indicaba a los inconformes.
Sin embargo, esto no intimido a los trabajadores, quienes le externaron que estaban haciendo uso de un derecho que les señala la ley laboral vigente para que les cumplan con el pago de la nivelación salarial en los porcentajes mencionados.
Los manifestantes colocaron una bambalina grande en la entrada de la Dirección y también varias cartulinas en donde consignaban la demanda de pago al gobierno estatal, recalcando que el incremento anunciado por el presidente Andrés Manuel López Obrador no es un bono, como se pretende hacer creer, además de que “no somos 19 (los que protestan), en referencia a lo señalado por el gobernador Cuitláhuac García Jiménez, al minimizar el movimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *