“Aviadores” de CMAS eras de confianza, que
repetían en cada administración municipal

• Ya se depuro y los que están, iniciaron con la actual gestión municipal; Sindicato de CMAS.
• Acusan que siguen pendientes de resolver pago de prestaciones, por lo que se manifestaron la semana pasada.

Irineo Pérez Melo.- Los directivos de la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento de Xalapa (CMAS) mal informan al alcalde Ricardo Ahued Bardahuil de lo que realmente sucede al interior de este organismo, porque a más de cuatro meses de la actual gestión municipal, siguen pendientes de pago algunas prestaciones que fueron presupuestadas en el 2021 y que a la fecha no han sido cubiertas, violando con ello las condiciones generales de trabajo.
Lo anterior fue denunciado por Armando Contreras Solís, secretario del Trabajo del Sindicato de Empleados y Trabajadores de la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento de Xalapa, quien dijo que por ese motivo tuvieron que manifestarse la semana pasada, del cual no se concluyeron las negociaciones y que tanto el titular como la directora de Finanzas, no se han vuelto a sentar en la mesa para finiquitar el problema.
Al contrario, dijo en conferencia de prensa, han iniciado acciones en contra de la organización sindical, la cual es la titular del Contrato Colectivo de Trabajo y mal informando al presidente municipal de que nuestra inconformidad se deriva del despido de empleados de esta paramunicipal.
Dejó en claro que los más de 80 empleados despedidos, ordenados por el alcalde, son de confianza que vienen de pasadas administraciones y en la actual ya no fueron recontrataron, por lo que todo el personal que actualmente está laborando es de la presente administración, descartando con ello que haya aviadores.
Acompañado de Roberto Méndez Castillo, secretario general; Jesús Aguilar Esperanza, secretario de Acción Política y Alejandra Villegas, delegada ante el IMSS, expresó que desde el inicio de la actual administración “refrendamos el compromiso de trabajar en forma conjunta con la parte oficial de CMAS, sin embargo, esto no se ha podido dar, por la total desorganización en que la mantienen sus directivos”.
“No hay una seriedad como la que debería de existir, porque se han demandado el cumplimiento de las condiciones generales de trabajo y los nuevos directivos no han cumplido, pasó la primera catorcena de enero y no cumplieron, luego, pasó la de febrero y tampoco lo hicieron”, añadió.
De entre las prestaciones que les adeudan se encuentra el pago del bono anual de puntualidad, dotación de anteojos, que más uso hacen de ella los jubilados, el cual debió de haberse pagado desde hace dos meses y es la fecha en que no se ha atendido este tema, a pesar de que el proceso de licitación ya concluyó, donde resultaron ganadoras cuatro óptimas, pero por ser las mismas de cada año, van a reiniciar el procedimiento para que sean otras distintas.
Aunado a lo anterior, los directivos están apoyando a otro sindicato, a pesar de que tienen el conocimiento de que somos titular de las condiciones generales de trabajo, el cual está demandando la firma de las condiciones generales, cuando no tiene la titularidad, pero le dan la apertura para que lo haga, aun cuando la autoridad laboral se lo niega, por no ser el mayoritario.
Ante esto, el sindicato minoritario se amparó y el área jurídica de CMAS no acude a la audiencia, lo cual le da un argumento legal a dicha organización sindical para poder revisar, cuando no es así; además de que enfrenta un problema al interior, al ser desconocido su dirigente hace algunas semanas y nombran a un nuevo comité, y no cuentan con la debida toma de nota, dándole el organismo operador del agua todas las facilidades para seguir el proceso respectivo.
Toda esta situación, dijo, está perjudicando la estabilidad laboral de 800 familias, ya que los nuevos directivos están beneficiado a los agremiados del sindicato minoritario con recategorizaciones, en clara violación a sus derechos laborales, a pesar de contar con la antigüedad para lograr este beneficio y no pueden acceder porque le dan la preferencia al otro sindicato.
En su oportunidad, Jesús Aguilar Esperanza, secretario de Acción Política del sindicato de la CMAS, dio a conocer que es necesario que el alcalde se entere de la situación que priva, porque han detectado dentro del personal operativo que sale a campo que no está dado de alta en la nómina ni tiene seguridad social lo cual es preocupante por los riesgos que implica.
Por otro lado, comentó que tampoco se ha cumplido con los pagos a personal jubilado y el contrato dice que el cheque del finiquito lo tiene que entregar a los 15 días y llevan mes y medio esperando dicha prestación y no se ha cubierto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.