Línea de transporte y aseguradora GNP se
niegan a indemnizar a joven atropellado

• El accidente ocurrió el 3 de noviembre de 2020 y nadie se quiere hacer responsable, denuncian familiares al manifestarse en CAXA.

Irineo Pérez Melo.- Familiares y abogados de Luis Antonio Viveros Lara, se manifestaron afuera de las instalaciones de la Central de Autobuses de Xalapa (CAXA), para exigir a la empresa “Golfo del Pacífico” se responsabilice y pague la indemnización correspondiente al ser arrollado por uno de los conductores de un autobús de dicha empresa.
Este accidente ocurrió el pasado 3 de noviembre de 2020, cuando el joven mencionado de 29 años de edad, fue embestido mientras conducía su motocicleta en la entrada a la zona de La Cumbre, de la comunidad de Carrizal, municipio de Emiliano Zapata.
Luego del impacto el joven presenta severas secuelas a consecuencia de los golpes sufridos. Ahora padece cuadros de delirios por los golpes recibidos en la cabeza.
De acuerdo con Iliana González, representante legal de Luis Antonio, señaló que la denuncia es contra el Grupo Golfo Pacífico, contra la aseguradora Grupo Nacional Provincial (GNP) y contra el conductor del vehículo, ya que producto de ese accidente, él sufrió traumatismo craneoencefálico severo y algunas otras lesiones le dejaron diversos daños mentales”.
Expresó que el autobús es de la línea TRS y que la pesada unidad le pasó varias veces por encima causándole traumatismo craneoencefálico y varias fracturas y por la gravedad de sus lesiones, los médicos le daban pocas esperanzas de vida al joven.
Sin embargo, él logró sobrevivir, pero ahora enfrenta secuelas psicológicas y físicas de seriedad, y de acuerdo con los médicos ya no podrá retomar su vida de antes.
Luis era soldador industrial y el día del accidente había acudido a visitar a su pareja. Se presume que el conductor del autobús habría actuado con dolo y pretendía asesinarlo, al pasarle varias veces el autobús encima de su cuerpo, por lo que ahora está vinculado a proceso.
El grupo de servicio de transporte público citado es responsable de varias líneas de autobuses, entre ellas TRS y ADO, y se negó a gestionar y responder por el accidente provocado por el descuido de uno de sus conductores; la aseguradora GNP también se ha negado a pagar la indemnización correspondiente conforme a la ley.
La denuncia también pesa contra el trabajador del corporativo por su responsabilidad directa; además exigen le sea retirada la licencia y separado de su trabajo pues aún sigue operando y la unidad involucrada en el accidente continúa circulando.
De acuerdo con dos peritajes realizados, el operador de dicha unidad no estaba en condiciones óptimas de salud al contar con dos padecimientos crónicos cuando el pasado 3 de noviembre de 2020 arrolló a Luis y le ocasionó secuelas irreversibles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.